«Azulejos de censo». Pequeños elementos de nuestro patrimonio que debemos valorar

Azulejos de censo

Conoce tu Patrimonio

Pasear es también una herramienta para el conocimiento y disfrute del Patrimonio. Son muchos los detalles sobre nuestro pasado que podemos descubrir paseando por las calles del centro histórico portuense. Hoy nos detenemos en los conocidos como “azulejos de censo”.

Estos pequeños azulejos se colocaban en la fachada a cuenta de la propiedad del edificio donde está ubicado, normalmente nobiliario o religioso. En ellos aparece siempre, junto a la cifra, un emblema o escudo que se identifica con el dueño, a veces acompañado, de una inscripción que aclara su lectura simbólica.

En la calle Ricardo Alcón, en concreto en la casa número 22, sobre el dintel de la puerta se ubica un pequeño azulejo plano pintado. Con un trazo poco hábil, pero no exento de cierto encanto, muestra, sobre fondo blanco estannífero y utilizando los colores azul cobalto y manganeso, una cruz de doce puntas enmarcada dentro de una nube coronada por el Espíritu Santo en forma de paloma. En la parte inferior se lee No 7 y bajo el mismo la inscripción C. DE ESPIRITV. Se trata, por tanto, de un inmueble que fue propiedad de las monjas del convento del Espíritu Santo y el azulejo lleva el escudo de la Orden 

El segundo ejemplar lo encontramos sobre la puerta principal de acceso a la conocida como casa de los Diezmos, en la plaza de la Herrería.  En este caso se trata de un panel de azulejos (3×4) pintados en azul cobalto, de buena calidad, tal vez realizado en los talleres de Triana, que desgraciadamente ya ha perdido una de las piezas. En él mismo se representa la Giralda flanqueada por dos jarras de azucenas, correspondiente al escudo del Cabildo Catedralicio sevillano. La Diócesis de Sevilla tuvo en las localidades mas importantes de su jurisdicción, caso de El Puerto, edificios dedicados a almacenar la colecta de sus diezmos y en todos solía poner su emblema. 

Continuamos nuestro paseo en el numero 69 de la calle Zarza, en la cercanía del cruce con San Juan. De nuevo sobre la puerta de acceso a la vivienda localizamos un azulejo que fue publicado por F. González Luque.  A diferencia de otros desgraciados ejemplos en los que se han perdido, los dueños de la casa con muy buen criterio lo han respetado tras las obras de rehabilitación. En la parte inferior se lee No 9 y en el centro, alternando los colores azul cobalto y amarillo anaranjado, el lema CHARITAS (Caridad) dentro de un sol, emblema que identifica a la Orden de los Mínimos de San Francisco de Paula, establecidos desde el siglo XVI en el convento de la Victoria y a cuya comunidad debió pertenecer esta finca. 

Finalizamos el recorrido en la calle Cruces no 99 donde se conserva un nuevo azulejo de censo. En el centro en azul cobalto aparece el escudo de los franciscanos con los cinco racimos de uvas que representan las cinco llagas de Cristo; en la parte superior la leyenda Monjas de la Concepción y en la inferior No 23, lo que es indicativo de que fue una propiedad de las monjas franciscanas Concepcionistas.

El valor y la importancia de nuestro patrimonio y de nuestra historia no solo reside en las grandes edificaciones, sino que también radica en estos pequeños elementos que debemos conocer y proteger. 

R.G.R.

Azulejos de censo
Cuatro ejemplos de azulejos de censo del siglo XVIII

Compartir contenido

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies